MENU
component-ddb-728x90-v1-01-desktop

Dueños de una compañia de piscinas fueron arrestados por fraude y desfalco

Dueños de una compañia de piscinas fueron arrestados por fraude y desfalco

Los propietarios de una supuesta empresa de piscinas en la Costa del Tesoro son acusados de defraudar a varios clientes por la suma de $ 2 millones de dólares.

El FDLE arrestó a Chrystal Washburn, de 39 años, y a Brian Washburn, de 34, propietarios de Amoré Pools.

Los investigadores dijeron que la pareja tomó grandes depósitos, un 25 por ciento menos, de los propietarios de viviendas para construir piscinas residenciales, pero nunca completaron los proyectos. Algunos proyectos fueron abandonados antes de que se hiciera alguna construcción.

Josie Maldonado estaba entre ellos. Compartió fotos de la piscina sin terminar en su patio trasero.

"A veces me sentaba en el patio trasero en una silla y lloraba", declaro. Maldonado dijo que los precios bajos de Amore Pool y las promesas de construcción rápida la convencieron de hacer negocios con ellos. Ella y su esposo terminaron pagando el 70 por ciento del proyecto, alrededor de $ 28,000, solo para quedarse con un agujero en su patio trasero.

Maldonado dijo que ahora están buscando nuevos contratistas y trabajando ellos mismos para tratar de terminar el proyecto.

Los investigadores dicen que los Washburn utilizaron una tienda de cambio de cheques de terceros para convertir los cheques en efectivo en un esfuerzo por "ocultar los fondos ilícitos", dijo el FDLE.

El FDLE dijo que la pareja estafó a clientes en los condados de Palm Beach, Martin, St. Lucie, Indian River y Brevard.

Chrystal Washburn enfrenta siete cargos de robo de identidad, cuatro cargos de lavado de dinero, fraude de seguros y otros cargos.

Brian Washburn enfrenta cuatro cargos de lavado de dinero, plan organizado para defraudar, proporcionar información falsa en la solicitud de licencia de contratista, contratista sin licencia en estado de emergencia, declaración falsa / fraudulenta, fraude de seguros y siete cargos de robo de identidad.

"Los acusados aceptaron miles de dólares en pagos por adelantado, luego cavaron agujeros en los patios traseros de los clientes sin la intención de terminar el trabajo por el que se les pagó", dijo la procuradora general Ashley Moody. "Este esquema fraudulento de contratación colectiva perjudicó a docenas de floridanos y violó varias leyes estatales. Nos aseguraremos de que estos acusados rindan cuentas por sus acciones criminales".

close video ad
Unmutetoggle ad audio on off

Trending